CONSTELACIONES FAMILIARES

publicado en: Sin categoría | 0

Así como una constelación es un “conjunto de estrellas agrupadas en una región celeste que forman, aparentemente, una figura determinada”, las Constelaciones Familiares conforman una figura (la familia) a partir de las conexiones entre sus miembros a lo largo de las generaciones. Estas conexiones son tan fuertes, tan íntimas y tan significativas, que provocan que los temas pendientes que una generación no ha solucionado debidamente se transmitan a la siguiente, provocando una cadena kármica que puede comportar mucha desazón para quienes se sienten atrapados en destinos que no eligieron. Dificultades a la hora de relacionarse, enfermedades, depresiones… son muchos los déficits y trastornos derivados de esta inconclusión de los problemas familiares.

Conocedor de esta problemática, el alemán Bert Hellinger fue el precursor de la Psicoterapia Sistémica de las Constelaciones Familiares, concebida para poder dar una respuesta y solución rápida a este bloqueo generacional.

 

En una sesión de Constelaciones Familiares puede hallarse el foco del problema (esa situación que se repite y provoca un trastorno que el paciente es incapaz de solventar por sí solo), reconocer su naturaleza y desarrollar las herramientas para sanarlo.

Las sesiones pueden ser privadas o en grupo, y en ambas se procede a una representación del espectro familiar (mediante figurines sistémicos en las sesiones privadas o mediante los propios asistentes al taller, que actúan como representantas familiares para el resto de participantes) para poder visualizar de una manera más clara la dinámica dañina y corregirla. Lo más interesante de esta terapia es que esta corrección no solo afecta al paciente, sino a toda su familia, ya que al mover éste su posición reequilibra las relaciones entre el sistema familiar completo.

Las sesiones suelen tener un cariz muy emotivo para los participantes, ya que surgen partes de sí mismos y de su estructura familiar absolutamente primordiales para entender su situación y que hasta el momento habían permanecido ocultas o veladas. Las frases curativas y determinados ritos de lenguaje corporal son las herramientas más utilizadas para consolidar la curación, cuyo eje central, como en todas las cosas importantes de esta vida, es el amor.

 

 

Dejar una opinión